Semana Santa 3 con Luis Dimas

Magistralosa, es un especímen con escasa sanidad mental, que ha vivido más que Matusalem y no le ha ganado a nadie. Dentro de todo, es winner y suele dejar la cagá con quien se le acerque. Acérrima defensora de los juegos clásicos de windows y fanática del dinero.

Semana Santa 3 con Luis Dimas

Después de dormir como las hueas un lirón, la Loreto llegó al cuchitril donde nos estábamos quedando como a las 13:00 hrs, despertándome para que la acompañara a comer alguna hueá al mercado de Valparaíso. Yo de bien poco ánimo, porque pretendía dormir hasta las 15 de la mañana, me levanté de igual manera a comer con ella.

Mi cara medía 3 metros de largo, y honestamente, ya estaba bastante apestá de la actitud rancia de la Lore, así que mi genio no andaba de lo mejor. Claramente, yo estaba esperando algún tipo de pintá de mono para mandarla a la conchetumare, agarrar mi bolsito y virar de regreso a Santiago, a mi cama y dormir hasta que se me reventaran los ojos.

Como la fea culiá notó mi estado de irritabilidad extremo, se quedó piola y se portó como una lady, sin siquiera manifestar el más mínimo detalle de odiosidad, para que no la mandara a la chucha.

Así, comimos cordialmente, mientras me contaba que terminó en un after metalero clandestino, donde conoció a millones de “Jesús de Nazaret”, los copetes eran una mierda, y acabó -literalmente- en un carrete en Concón con una tropa de chascones piojentos, hediondos a pobreza y copete barato de $500.
Casi terminando de comernos las pailas marinas, pescados fritos y pasteles de jaiva, la Lore salta:

“Hueona, voy a llamar a la Sú!” -Toda emocioná.-

“Lore, pa’ qué chucha la vai a llamar? Si nos vamos el Domingo, y de aquí a que llegué, va a ser por…”

“Ah, no. La llamaré nomás, así, voh podrás dormir hasta que te salga humo, mientras yo gozo de este paraíso.”

Cabe mencionar que la Loreto no había pisado NUNCA Valparaíso, y esa noche en el puerto, la enamoró completamente de la zona, trastornándola al máximo y encontrando una maravilla la hueá. Así que ella disfrutaba a mango estar ahí, desvariando incluso, en que se iría cagando a vivir a la V región, dejando todo tirado, y embarcándose en la empresa más ahueoná-visceral-hormonal de la vida entera.
Después de llevarme cagando, a puta de patás en la raja a la Lore,  al antro donde pernoctábamos para que durmiera alguna hueá, esta mongólica reculiá se quedó dormida ¡al fin!, mientras yo veía cable y me acomodaba en esas sábanas de hospital seda, para recuperarme de la maldita trasnochada eterna.

“RIIIIIIIIIIINNNNGGGGGGGGGG” -Suena el celular de la Lore.-

“Conchetumare! Qué hueá? Contesta tu cagá de teléfono!” -Le grito a la Lore para que el ruidito infernal se acabara de una buena vez.-

“Ay, no puedo. Amiga, lo podís contestar tú?”

“Por la chucha, pasa la hueá!”

Veo la pantalla y dice clarito: “Susana”!
AAAAARRRRRRRRGGGGGGGGHHHHHHHHH!

“Lore, llamaste igual a la Sú? Puta que la cagai, oh!”

“Sí hueona, contéstale, plis?”

“Aló!”

“Iso? Estoy en el terminal poh, vengan a buscarme las culiás, porque blablablá…”

“Oye, la Lore recién se durmió, lleva como 153 hrs de lanzazo seguido, esta hecha pico, y yo también, así que vente sola, esta es la dirección”

“Ah, no! Me importa un soberano pico! VENGAN A BUSCARME, O VEN VOH SOLA POH, CULIÁ!”

“Hueona, no me puedo mover! Vente sola, pajera reculiá, y déjate de dar jugo, por la súper chucha!”

“Qué hueá, me voy, la pulenta.”

“Ay, nooooooooo! -Me grita la Lore- Que no se vaya! Porfi, anda a buscarla, te juro que no te molesto más y si querís dormís 503 años, porfi porfi!” -Me engrupe esta hija de puta.-

Y ahí partí como santa conchetumare, a buscar a la hueona más rancia, tóxica y extrema que podría conocer en mi vida.

“Hueona, por qué la Loreto está durmiendo? Vienen a carretear las hueonas y se ponen a dormir? Pico!”

“Sú, entiende…”

“No entiendo niuna hueá! Seré turca, pero no hueona! Me llamaron pa’ que venga a dormir?”

“Eeeeeh, Sú… Yo no te llamé!”

“Me importa un pico, se levantan las culiás y vamos a huevear! Habrá manito pa’ comprar alguna cosita por acá?”

“Qué sé yo, culiá!”

“Ah, no sé ná, pero yo quiero de todo. En Santiago me estaba lanzando adivina con quién!”

“No, no adivino.”

“Con Luis Dimas.”

“Perdón? Luis Dimas, ése, ÉSE LUIS DIMAS? El viejo culiao?”

“Sí wn, larga historia, pero bueno pa’l carrete el viejo culiao, buena onda, drogadicto como él solo, así que si me vine dejando el tremendo mambo, pa’ venir a aburrirme con dos amargás culliás, me devuelvo. LÓGICO!”

“Conchetumare, no podís andar lanzá con Luis Dimas, poh hueón!… “

LUIS DIMAS POH, CONCHATUMADRE…

Era definitivo, moriría de la peor forma posible.
(Continuará… con el dolor de mi almita.)

Comments

  1. Srta Magistralosa
    Un enorme pico con lepra en el orto para sus rancias amiguis y que Luis Dimas se devuelva a su cripta pq el cementerio lo cierran temprano.

    Me venia cagando de la risa solo en el auto esta mañana leyendo sus cronicas…menos mal que no choque o mate a alguna MILF que cruzara la calle
    Gracias

  2. ooo wna, eres una genio, eres muy genial, las weas que te pasan son rree-loquillas jijijijiji, creo que ya tengo una idea de como termina, pero uta que me cage de la risa, a la Lore quiere que le chanten el pate nomas,y como describes a la Su, se parece a una Susana que yo conozco, capaz que sea la misma, sube pronto la wea de parte para ver que onda.

    PD: al final la mina de la foto de la entre anterior eras tu??

    PD: te amo cerdo!!

  3. Como que todos esos viejos culiaos de la nueva ola son reventados. Mi tía me contaba unas historias de Peter Rock, es todo un pedo bear el conchatumare, las de 12 son su especialidad (y no es hueveo) . Te amo Magilinda, siempre espero ansiosa tus historias 🙂

  4. Al leer el enunciado acabo de recordar porque me aleje de esta mierda de sitio, cada semana “mi amor platónico” de la web se encamaba con el primer laji que pillaba … En fin, Magistralosa eres lo mejor que no me ha pasado en la vida.

    PD: Esta wea la escribí desde mi ofi que da justo a la plaza Sotomayor en vísperas del desfile de mierda y estoy observando como un milico “culiao” le saca brillo al podio de piñera whargrrr … no se que me da mas asco si carretear con luchin dimas u observar semejante sobada de bolas.

    Saludos, Éxito !!!

  5. Jaaaaaaaaaajajajajaja casi he llorado de risa!!!

    Diosa!! jajaja

    es que ése dominio de la chuchá inteligente es demasiado bueno!!

    Con los ojos redondos esperando el final!! :O
    Se agradece.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.