Ray Manzarek muerto | Bríndamelo | Andateala.com

Miembro fundador de Andateala.com y presentador oficial del célebre podcast Digalocantando. Pésimo actor, gran director, utiliza las oficinas del sitio para pernoctar.

Ray Manzarek muerto | Bríndamelo | Andateala.com

Finalmente, luego de mucho lapso entre la partida del corazón, Jim Morrirson, ha partido el cerebro de The Doors: Ray Manzarek.

Uds. se preguntarán ¿Porqué chucha hay un homenaje de este hueón en Andateala.com, el sitio de los niños, siendo un personaje tan notable? Porque si, porque si ya le hemos hecho tanto homenaje a pobres conchasumadres que no valen más que caca, porqué no homenajear a un drogadicto musical como Ray Manzarek que al menos nos hizo gozar de la música nacida de los más profundo de la alucinación con peyote.

Nacido en 1937, este hippie engominado se conoció con Morrison en la playa de Venice, California, cuando estudiaban Cine (miren las hueás que estudiaban), y este chascón drogadicto de Jimbo le leyó la letra de una canción-poema que había compuesto que dejó al bueno de Ray Manzarek perdiendo aceite. Ray quiso de inmediato integrarlo al grupo que tenía con sus hermanos pero estos le dijeron que se fuera a la conchadesumadre, por lo que decidió convocar a otro par de holgazanes conocidos (Krieger y Densmore) que ya estaban habituados a la mierda alucinógena y aceptaron al pseudo-siux de buena gana.

Jimbo como rayaba con los postulados filosóficos de Francis Bacon (no el pintor, otro weón), William Blake y Aldous Huxley (si, el mismo de “Un mundo Feliz”) tuvo la iluminación de ponerle al grupo “The Doors”, un plagio directo del libro “The Doors of Perception” de Huxley donde el weón hablaba de sus fantasías con la mezcalina. Un universo de drogadictos sinérgicos.

Todo hermoso, todo macanudo. Lo muchachos haciendo historias, al tiempo que Jimbo fornicó todo lo que tuviera un hoyo. Manzarek, un drogadicto responsable le daba cordura a la hueá y trataba infructuosamente que el buque no se le fuera a la mierda con un talento y una paciencia de las rechuchas. Esto, dado que no solo Jimbo hinchaba las weas, sino que a Krueger le sacaban la chucha curao cada dos por tres mientras que Densmore, otro conflictivo culiado envidioso de Morrison quien se enchufaba hasta el gato hasta que en 1971, amenazaba con irse si no le ponían la batería más adelante. La debacle continuó, estos hueones incluso vendieron los derechos de “Light my Fire” a un comercial de no me acuerdo de qué mierda que hizo enchucharse a Jimbo, quien los mandó a la mierda y se terminó yendo a París, aprovechando también de escapar de las llamadas que todos los días le encartaban un nuevo cabro chico que iba a reconocer el día del pico. En París, si París pa’ más cacha, en la zombie compañía de su pierna muere Jimbo de un paro a la cuchara, probablemente por una sobredosis y hast ahí sería. Los Doors sacaron un par de discos más pero la banda no daba pa’ más. No había chispa.

Muchos siglos después junto al ahora más tranquilo guitarrista Krueger y otro hueón que hacía las de Jimbo del cual no tengo puta idea, hicieron un experimento llamado “The Doors of the 21st Century” que realmente nunca me interesó, porque era como tratar de revivir una hueá que no. No lo hizo Led Zeppelin teniendo al hijo baterista de Bonham vivo, menos ellos sin el vocalista.

Sin embargo, a pesar de la prostitución de la mística, la admiración por Manzarek no dejó de crecer. Personalmente, siempre alabé a este hueón por su talento. Es raro que un tecladista llame la atención y lidere como lo tuvo que hacer tantas veces Ray cuando encanaban a Jimbo o cuando todos se querían matar entre ellos. No me hablen de esos grupos de suecos maricas mega virtuosos. No me interesan. No hacen música, solo suenan bien.

Porque a pesar de ser un comunista de mierda, a pesar de ser un hippie que combatía la guerra fornicando maracas bajo la influencia de los estupefacientes, a pesar de peinarte como un reculiado y tocar más doblado que la coronta de Stephen Hawkins, te recordaremos.

El sonido que le dio a The Doors es realmente único y perdurará por siempre, a pesar que desde hoy se lo estén comiendo los gusanos o sea sometido a cientos de grados centígrados para su incineración. Otro más que se lo come el cáncer, como al otro vejete notable de John Lord (Deep Purple) o Richard Wright (Pink Floyd). Aún nos queda John Paul Jones de Led Zeppelin (por el momento).

Como sea, vuela altoRay Manzarek y únete a Jimbo en un abrazo cósmico en una nube mística de humo de marihuana y LSD.

Comments

  1. Se mueren puros culiaos la zorra. Hueones que tocaban con el alma. Este mundo de mierda donde saco hueas como el tofle de bieber o matt hunter ( tragasables a la décima potencia) son considerados “musicos”. Manga de hueones enfermos sin mística ni coraje. Putos mamasanes que hablan llorando de la mina q no los miro en una fiesta. Estos wns de the doors o los floyd hubieran mandado la fiesta a la chucha y se van a drogar a otra parte para crear una wea trascendental qe sonara la raja
    Gracias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.